Llenos para toda obra (Devocional Dominical)

“Y lo he llenado del Espíritu de Dios en sabiduría, en inteligencia, en conocimiento y en toda clase de arte.”
Éxodo 31:3 NBLH

 

¡Día del Señor!

Es increíble cómo es que En La Palabra de Dios se menciona por primera vez que alguien ha sido lleno del Espíritu de Dios, y que los objetos de tal honor, no fueron grandes líderes o predicadores. Dios escogió a Bezalel y Aholiab para que llevaran a cabo la hechura de las cosas santas, imagen de la realidad celestial.

¿Qué nos quiere decir Dios? ¿Acaso ellos antes del tabernáculo no eran capaces y de la nada aprendieron? Muy probablemente ellos ya conocían de tal oficio, sin embargo, Dios sabe que los talentos, que vienen de Él, necesitan ser perfeccionados con el fin de servirle.

¡Gloria a Dios por tal amor! Porque Dios utilizó a personas sencillas, con oficios sencillos, y los usó para Su Gloria. Ningún talento que haya en nuestras vidas, debemos pensar que es inútil para Su Reino, pues cada dádiva es enviada del cielo, y El Dios que capacitó a Moisés, también le dio Su Espíritu a quienes iban a hacer una obra tan grande.

Bezalel y Aholiab estuvieron encargados de hacer con sus manos, nada menos que el Arca del Pacto, que era el símbolo de la Presencia de Dios para con el pueblo de Israel. ¿Puedes imaginar qué responsabilidad tan grande? ¿Ahora entendemos por qué nuestros talentos deben ser perfeccionados?

Probablemente ellos no imaginarían que, artesanos como ellos, hubieran tenido la responsabilidad de hacer un símbolo que reflejaba una realidad Suprema, no hecha por manos Humanas. Pero así, fue. Gente sencilla, que dispone sus dones en las Manos del Todopoderoso con el fin de honrarle, al final es usado en cosas grandes.

Dios no nos pide que seamos los mejores o perfectos, pero se ve glorificado grandemente en nuestro esfuerzo por mejorar cada día, pues de esta manera Glorificados Su Nombre a través de los dones que nos dio.

Nunca creas que lo que Dios te ha dado es demasiado pequeño como para honrarle, y tampoco creas que lo que tienes es demasiado bueno como para que le sirva. Dios siempre se ha valido de la humildad para Su Gloria.

Que el día de Hoy, El Señor te dé ánimos para servirle con todo lo que Él te ha dado. Ve a la Iglesia y de todo corazón presenta tus dones, delante de Aquel que te los dio para servirle a él y a su pueblo.

Que la gracia del Señor esté contigo.

#PrimeroLaBiblia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *